¿Es la Tricolor un patrimonio nacional?

Ecuador es su gente, y su gente demanda observar a su selección. El ecuatoriano amante del fútbol no se rehusa a ver a su combinado por la pantalla chica. Para ellos, no debe ser una opción sino un derecho. En el duelo de la Tricolor contra Trinidad y Tobago, hubo apoyo desde las gradas en el estadio Capwell, pero no todos pudieron acceder a ver a sus representantes. La señal no se abrió en canales nacionales.

El combinado ecuatoriano de fútbol desata un sinnúmero de pasiones, desborda júbilo en triunfos (así sean estos en amistosos) y amalgama a toda una sociedad, que deportivamente ha sido dividida por los diferentes colores de los clubes en el país. Irónicamente el ‘equipo de todos’ parecería ser solo de unos. ¿La Tri perdió interés nacional?

Ciertamente no es así. Al amante del balompié le gusta ver a su selección, elogiarla cuando brinda espectáculo, llenarse de pundonor con los jugadores que lo representan, pero también criticarlos. Es un sentido de pertenencia que cada día se va atenuando por las diferentes aristas que se inmiscuyen en el negocio de este deporte.

Eduardo Hurtado es uno de los máximos goleadores de la selección ecuatoriana de fútbol. Creció en su amada Esmeraldas y para él un partido de la Tri nunca fue solo 90 minutos. “A mi carrera le sirvió mucho ver por televisión a Ecuador, sobre todo a jugadores como Lupo Quiñónez, Ermen Benítez, Holger Quiñónez, Luis Capurro, Alex Aguinaga, con quien después jugué. Verlos para mí era emocionante y allí nacen los sueños también”.

Y eso pasa en la cabeza de un niño de 10 años, rechaza el análisis deportivo y de quien se engrape la camiseta de la Tri. Se sienta a ver un partido, a disfrutarlo y a soñar en que algún día pueda ser él quien esté del otro lado. A la hora de privatizar a la selección, se sacrifica mucho.

Y es por esto que la demanda de al sociedad por ver a su selección sin trabas ha llegado a los altos mandos de la política. El Grupo Parlamentario por la Difusión y Fortalecimiento de las prácticas deportivas, constituidos por asambleístas, han analizado debatir este asunto, ya que para ellos “en el interés público, los partidos de la Tri, siempre tendrán más interés que un enlace de gobierno”.

No es ajeno a que en el Ecuador no todos pueden costear una operadora privada de cable, y esto los aleja no solo de ver a su selección, sino también del campeonato nacional. ¿Pero es un derecho o no sintonizar a la Tricolor?

Aunque algunos se convencen de que se ha convertido en un negocio, postura que no es equívoca, contrasta cuando se habla de la selección: ¿pesa más el beneficio económico a satisfacer a millones de ecuatorianos? Para su gente, el fútbol debe verse de forma libre, o por lo menos a la Tricolor.

Ecuador es un país futbolero, que exige disfrutar de este patrimonio sin obstáculos. El ‘equipo de todos’ debe rendirle honor a su eslogan.

SDP-CFH

Digital plus dice ser proselección

Pérez: “Cuando juega la selección, se la pasa sí o sí”

Gabriel Pérez es el director de Digital Plus, la productora que se encargó de transmitir el partido contra Trinidad y Tobago por Directv.

“Nuestro concepto es que la Tri tiene que ir, sea contra el equipo que sea, amistoso u oficial. Cuando juega se la pasa sí o sí”, le dijo a EXPRESO.

También explicó que no contar con el trabajo de canales nacionales (usualmente encargados de fierros y móviles de la transmisión) obligó a la productora a tener una “jornada de pérdida”, ya que debió invertir 15.000 más de lo normal.

“Pasa, pero nosotros somos proselección y prohinchada”, añadió.

EXPRESO pudo conocer de una fuente anónima que los canales nacionales que suelen transmitir a la Tri sí tenían los derechos, pero una deuda con el propietario de ellos (Full Play) impidió que estos transmitan.

No obstante, cada canal pudo renegociar con otro para lograr la emisión.

SDP

La FEF y Goltv

Esperan hasta $ 300 millones

La Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) envió un comunicado indicando que su relación con GolTv (cadena que se encargará de los derechos del campeonato nacional) está en orden, no como con la Conmebol.

La entidad ecuatoriana declaró que recibirá “22 millones por año” y planea adquirir “hasta 300 millones” en diez años.

La FEF descarta que exista algún incumplimiento de la cadena internacional a futuro.

VOCES

¿La Tri es de interés nacional?, ¿Qué le parece que no se transmitió en televisión abierta?

Washington Sigüenza, Pdte. del Consejo Barrial de Sauces 2

Es entendible que la señal no se abra en el torneo local u otra liga, pero la Tri es país y siempre tendrá interés nacional. Es contradictorio que el Estado gaste en cadenas nacionales y no regule esto.

Carlos Vera, exárbitro y actual asambleísta de PAÍS

El deporte tiene mayor interés que cualquier cadena política y, en este caso, la selección ha demostrado ser la única herramienta que nos permite unirnos a todos los ecuatorianos.

Guillermo Celi asambleísta, director de SUMA

Uno de los temas que habría que regular y analizar en la Ley del Deporte es el relativo a las transmisiones de la selección… Es un análisis que personalmente llevaré a las mesas de trabajo.

Gustavo Rivadeneira, Pdte. del Comité Barrial del Barrio del Salado

La selección tiene un estrecho nexo emotivo con la ciudadanía. Cuando juega la Tri no hay un color en específico, sino que todos somos uno. Además hablan de fomentar el patriotismo, ¿pero cómo?

Anggie Avegno, canoísta seleccionada de Ecuador

La transmisión de actividades deportivas, no solo de la Tri sino de todas en las que Ecuador esté incluido como país, debería ser abierta… Es una manera importantísima de apoyarnos.

Carlos Mina, boxeador, seleccionado de Ecuador

Que todo un país pueda ver lo que sus seleccionados hacen dentro o fuera del país debería ser ley establecida. La difusión siempre ayudará con el sentido de identificación de un país.

Eduardo Peña, expresidente de la Cámara de Comercio de Guayaquil

La primera opción de compra de los partidos de la Tri siempre han debido ser los canales de televisión abierta, no los de cable; el problema es que los primeros no tienen para costear esos derechos.

Roberto Aspiazu, Director ejecutivo del Comité Empresarial Ecuatoriano

Históricamente los partidos de la selección siempre han sido abiertos, pero las condiciones del mercado cambian y obliga a esto… No pasa solo aquí sino en todo el mundo. No es una sorpresa.

Iván Hurtado, excapitán de la selección ecuatoriana

Hay gente que compra los derechos deportivos e invierte grandes cantidades, y al invertir buscan su ganancia. Es un tema complejo, tampoco se puede tener contento a todo el mundo.

Fuente: Expreso