¡Delfín sigue imparable!

Comparte:

Un penal sobre la hora permitió a Delfín seguir viviendo su sueño y sacar una importante ventaja en la lucha por el torneo. Se sacó de encima a Independiente del Valle, un rival directo, y provocó que en el Jocay se desbordara la alegría, porque el ídolo de Manta sigue invicto y a cinco fechas del final, es el firme candidato para ganar la etapa.

El partido de este viernes 2 de junio se vivió como una autentica final. Independiente visitó al ‘cetáceo’ con la intención de descontar los dos puntos de diferencia que habían mantenido durante las últimas jornadas, pero al final Delfín resolvió a su favor y ya le saca cinco unidades a su seguidor.

El cuadro manabita no cedió ni un metro. Parece más convencido que nunca de su potencial y se lo hizo sentir a Independiente del Valle, que no pudo, o no quiso, mostrar todo lo que tiene en ofensiva. El orden de la defensa de Delfín y el medio campo bien coordinado fue suficiente para que los ‘rayados’ perdieran la claridad de cara al área rival.

Los dirigidos por Guillermo Sanguinetti mantuvieron su juego característico, siendo compactos y aprovechando cualquier error para ser definitivos. Eso hizo el capitán, Francisco Silva. Tomó un mal despeje de la zaga del Valle y propinó un cabezazo bien colocado para abrir el marcador.

El equipo de Alexís Mendoza logró igualar el partido en la segunda parte gracias al ingreso de Michael Estrada, que una vez más arrancó en la banca de suplentes. El delantero quiere demostrarle a su técnico que él está para titular y sacó toda su categoría para controlar el balón en el área y vencer al portero Pedro Ortíz.

A pesar que los ‘rayados’ quisieron reaccionar en los últimos minutos y, motivados por el gol, decidieron incluso probar remates de fuera, la defensa de Delfín se mantuvo impenetrable y el arquero salvó una opción clara tras un disparo perfecto de Gabriel ‘Loco’ Cortéz.

Cuando parecía que se repetiría el marcador de la primera vez que se enfrentaron en el año, una jugada desafortunada de los del Valle puso en bandeja la victoria manabita. Luis Ayala, en los minutos adicionales, cometió una mano en el área. Indudable penal que hizo explotar a la hinchada en el Jocay.

El encargado de concretar el triunfo fue Carlos Garcés. Con un potente remate elevado sobre la mano izquierda del portero, Adrian Bone. El delantero definió el 2-1 final que fue festejado con un emotivo abrazo de todo el equipo delante de su hinchada, eufórica por el dulce momento que les regala su club.

Con el triunfo, Delfín sumó 37 puntos, dejando a los ‘rayados’ con 32. Ahora debe preocuparse por Emelec y Barcelona, aunque el ‘cetáceo’ tiene matematicamente en sus manos la etapa, pues si gana los cinco partidos que le quedan nadie puede alcanzarle, ya que ‘millonarios’ y ‘amarillos’, tienen actualmente 28 y 27 puntos, respectivamente, con tres partidos por disputar.

Fuente: Extra