Antonio Valencia, el “mejor lateral del mundo” para Ander Herrera

Comparte:

Luego de contar los votos, la página web oficial del Manchester United anunció a Antonio Valencia como el ganador de la distinción a mejor jugador del año. El ecuatoriano compitió en la categoría junto al español Ander Herrera y el sueco y goleador del equipo ‘red devil’ Zlatan Ibrahimovic.

Valencia que en sus declaraciones sonríe cuando le mencionan las palabras de Mourinho hacia él como “el mejor lateral derecho del mundo” consiguió el galardón por segunda ocasión. En el 2012 ya fue reconocido con el premio por parte de los jugadores y miembros del club de Manchester.

Un día más, suena el despertador en el lujoso barrio residencial de Bowdon, en Hale, a 30 minutos de Manchester y a solo 10 del Aon Trainnig Complex, lugar de entrenamiento del Manchester United. En la campiña inglesa, en un paisaje tranquilo y agradable, descansan estrellas mundiales del fútbol.

Entre otros, allí viven Ander Herrera y Antonio Valencia. Ambos comparten equipo, amistad e idioma, lo que les permitió estar muy unidos desde que el español arribase hace tres años al club británico. Los dos estuvieron entre los tres finalistas a mejor jugador del año del Manchester United.

En verano de 2014, el seleccionado español comenzó una nueva aventura. Lo que no sabía es que esta estaría adornada constantemente por conversaciones sobre “comida, playas y gente de Ecuador”. Tiene un buen maestro, y no es otro que Antonio Valencia, que para este futbolista, de sonrisa infantil y cercana, es “el mejor jugador de la historia de Ecuador y el mejor lateral derecho del mundo, junto a Carvajal, del Real Madrid”.

“Cuando llegué había un grupo muy bueno de hispanohablantes: Mata, Chicharito, De Gea, Antonio y Nani, que estaba muy pegado a Valencia”, recuerda el jugador, en una conversación vía telefónica con EXTRA.

Se ríe y le da cierto pudor cuando se refiere a su amigo, a quien define como “una persona muy tímida, pero siempre dispuesta a ayudar a todos”. Herrera llegó al grande inglés desde el Athletic de Bilbao, un club histórico, pero que olvidó sus épocas gloriosas. El vasco, a pesar de ser muy abierto, llegaba con cierta vergüenza por compartir vestidor con cracks. “Me sorprendió muchísimo, porque Antonio lleva 8 años siendo estrella mundial, ídolo en su país, y para él cada día es como si acabara de empezar a jugar”.

El grupo latino

En el mismo barrio de Hale, e incluso en la misma calle, viven David de Gea, Juan Mata y Marcos Rojo, además de Herrera y el ‘Toño’. Ellos cinco, junto al meta ‘gaucho’ Romero, forman el grupo latino, en el que siempre hay “muchas bromas” y en el que Ecuador, insiste Ander, tiene mucho protagonismo.

“Lo suyo con la comida… Habla muchísimo de todo aquello, de los paisajes paradisíacos. Creo que es una persona que ama sus raíces y que no las olvida. Dice que la gente ecuatoriana es muy amable y siempre dispuesta a ayudar, y la verdad que él es así: un ecuatoriano más”, cuenta, entre risas y algún suspiro que le delata.

Entre conversación y conversación sobre nuestro país, y si su preparación física se lo permite ya que el tricolor es una “bestia con los entrenamientos”, se la pasan de casa en casa, aprovechando que todos viven en un radio de apenas un kilómetro para compartir cenas.

Si la lluvia les da tregua, también aprovechan para salir a pasear. Y es que ambos son papás, y los numerosos parques y los kilómetros de paseos verdes ayudan a la tranquilidad. “Es muy familiar, está absolutamente volcado por su hija”, cuenta su ‘pana’, antes de asegurar que si algo tiene claro la figura ecuatoriana es que “volverá a vivir a su país en cuanto deje de jugar en Europa”.

Ese regreso le alejaría de los ‘flashes’ de los periodistas ingleses, algo que le incomoda. “Es extremadamente discreto con las fotos, eso también me sorprendió, porque es un jugador importantísimo del club. No está cómodo siendo el centro de atención, ni siendo protagonista de nada”, relata el volante español. Antes de todo esto, quedan muchos sueños por cumplir, como la próxima final de la Europa League en la que ambos apuntan a titulares.

El mejor del año

Más allá de la excelente relación que ambos mantienen fuera de las canchas, el español tiene total admiración por el fútbol del tricolor. “Me encanta jugar cerca suyo, somos los jugadores que más nos damos el balón de toda la Premier”, comenta en un tono bromista, pero convencido.

Esta es su opinión personal, pero el internacional ibérico advierte que los fanáticos de los Diablos Rojos también la comparten: “La afición valora mucho a Antonio, puede ganar el premio a jugador del año e incluso Mourinho le destaca siempre”, destaca el español, finalista junto al ecuatoriano en la gala de hoy.

El técnico portugués, según se encarga de recordar Ander, ha elogiado públicamente al tricolor en varias ocasiones, pero en el vestidor las cosas cambian, porque “el halago debilita”.

Aun así, tanto es el nivel del ‘Toño’, que los elogios se escapan a cada momento. Mientras Herrera dialoga con EXTRA distendidamente de la temporada del club, vuelve a la conversación el lateral amazónico: “De verdad, es que no es fácil encontrar un lateral que llegue diez veces por partido a línea de fondo y haga tantos centros. Es un superdotado, y además ha alcanzado una madurez futbolística que le permite regularse en los entrenamientos y luego explotar en los partidos”, valora.

Tanta es su admiración, que le sorprende que a inicios de temporada “hubiese alguien que pudiese dudar de que iba a ser importante con Mourinho”. “¿Cómo no iba a jugar?”, se pregunta, antes de responder él mismo: “Encaja en su idea de juego, es duro defensivamente, rápido y fuerte en ataque… Lo tiene todo, y en cualquier equipo sería importante”.

Fuente: Extra